diumenge, 2 de febrer de 2014

Moldes de piezas de escayola


Los moldes de piezas de escayola siguen siendo la mejor opción para realizar copias en barro. La capacidad que tiene la escayola para absorver el agua que tienen las pastas de barbotinas, convierten a este material en imprescindible para este tipo de copias.


Dos problemas han contribuido en desplazar o casi olvidar este tipo de molde en el campo de la escultura (no en la cerámica), por un lado, porque requiere conocimientos técnicos que sólo se pueden adquirir con horas de trabajo, lo que denominamos oficio; por otro, son de elaboración lenta, en comparación con otros tipos de moldes. 


Para elaborar un molde de piezas de escayola hay que tener en cuenta diferentes partes. Primero, el material en que está realizada la escultura. En este caso, será mejor un material estable, como son la escayola o el barro cocido. Si trabajamos sobre barro sin cocer las contracciones normales de la pasta de barro complicarán la precisión de la elaboración de las piezas de escayola.


También es muy importante estudiar el despieze o diseño de las piezas. Cada pieza debe tener salida o lo que denominamos despulla. En la medida que un modelo tenga mas huecos, el molde tendrá que tener mas piezas. Finalmente, tendremos que construir una caja que recoja las piezas que hay, normalmente, en los dos lados de nuestra escultura.

Para la realización de esta entrada he utilizado el molde y la escultura del escultor Xavier Garcia Lacasta.
Si quereis contactar con él, os adjunto su correo: xavier.gl@hotmail.com

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada